jueves, 27 de mayo de 2010

La Interoperabilidad llego para quedarse!

Gracias al Escritorio de Alejandro Barros me entero de la realización del Seminario Government Interoperability Framework 2010 (GIF2010) organizado por PNUD y que analizo diversos aspecto de la Interoperabilidad a nivel de Gobierno, entre ellos la creación del Marco de Interoperabilidad (MIO).

La definicion de estos MIO va adecuándose a la evolución que las TIC ha tenido en los últimos años, a su impacto en la sociedad y a los modelos de gestión de la Administración Publica surgidos en los últimos años, así pues los MIO actuales deberán considerar los aspectos Técnicos, Organizacionales y Semánticos introducidos a la Gestión Publica por los nuevos actores (Web 2.0, Ogov, Descentralizacion, Modernización del Estado, etc)

Los desafíos en la implementación del Gobierno Electrónico han ido cambiando. Los servicios de nivel institucional implementados en los últimos años demuestran un importante avance en brindar beneficios a la colectividad mediante el uso de las tecnologías de la información. A nivel global abundan los ejemplos, sin embargo los servicios con impacto realmente significativo, los que llaman la atención de especialistas y publico en general, son aquellos que se logran gracias a la interrelación de dos o más organismos.

Como los sistemas informáticos de la Administración Publica, son producto de un desarrollo heterogéneo, en el momento en que dos de esos entes necesitan intercambiar información, para proveer un servicio público, deben realizar entre ellos acuerdos para establecer cuáles son los datos que deben fluir de uno a otro (registros personales, direcciones,indicadores, aprobaciones, por dar algunos ejemplos), como también sobre la forma de representarlos e interpretarlos (cómo se organiza y registra el nombre de una persona, cómo se identifica una organización, cuáles son las codificaciones utilizadas, los formatos de fechas, etc), y definen esquemas de seguridad para garantizar que en el intercambio no se pierda ni se altere información y que solo las personas autorizadas de ambos organismos puedan tener acceso a la información; estos acuerdos de orden organizacional, técnico, semántico y de gobernanza generan estándares que deben ser de uso obligatorio entre los entes públicos involucrados, estándares que agrupamos en un marco común que denominamos Marco de Interoperabilidad o MIO.

Desde el punto de vista de la sociedad a la que debe servir, los trámites comienzan a simplificarse de manera significativa, cuando es el Estado el que asume el costo de su propia complejidad organizativa, posibilitando que los trámites –por rebuscados que estos sean- se realicen ágilmente y “en un solo mostrador”.

Esta consolidación informacional del Estado se presenta como el gran desafío a enfrentar hoy. Precisamente, si definimos la interoperabilidad como: “La capacidad de un conjunto de organismos para elaborar y ejecutar coordinadamente procesos públicos que provean sistemáticamente servicios a la sociedad cumpliendo los principios de Simplificación Registral y Ventanilla Única”, podemos afirmar que, la interrelación entre entes públicos es posible gracias a un flujo seguro de información entre ellos. Lograr una interoperabilidad sistemática y generalizada entre los entes de la Administración Publica Nacional es el mayor desafío al que se enfrentan los gobiernos actualmente para seguir avanzando en el rumbo marcado por los lineamientos del Gobierno Electrónico.

La adopción de un Marco de Interoperabilidad (como el indicado en la Guia de implementacion de IO de eGob del PNUD o el Libro Blanco de IO del CEPAL) ofrece a las Administraciones Publicas (AAPP) la oportunidad de prestar servicios de mayor calidad, con menores costos, mayor eficiencia, satisfaciendo a un mayor numero de Ciudadanos, mejorando considerablemente la visión que los ciudadanos tienen de la Gestión Publica, de sus funcionarios y del Gobierno en General.

En Venezuela el CNTI anuncio la puesta en marcha en marcha de un proyecto "para la creación de una Plataforma de Interoperabilidad, bajo Tecnologías de Información Libres y estándares abiertos, que permita a las instituciones del Estado compartir e intercambiar información, así como la publicación y uso de servicios, con el propósito de mejorar la gestión pública de cara a las ciudadanas y ciudadanos" , deseamos el mayor de los éxitos en esta necesaria implementación que definitivamente impulsara el gobierno electrónico en nuestro país.